Mamá quiero ser político

Un putón tal Putin entra en guerra con el primero que pasa por su lado, los J.J.O.O. suiguen su largo camino, el ciclismo sigue ‘manchado’ por el dopaje con una española como protagonista, Michael Phelps ya tiene las mismas medallas que todas las que suma nuestro querido país, el ‘culebrón’ C. Ronaldo no acaba, Interviú sigue desnudando una fémina cada semana, seguimos esperando el posado de verano de la Obregón, esperamos también la canción del verano -que no aparece por ningún lado-, muere el productor de ‘Los Soprano’ y está al caer Paul Newman y yo aún no he empezado a estudiar.

Mientras todo esto acontece, ahí están nuestros políticos. ¿Donde? ¡De vacaciones!

Así es. Estos malversadores de fondos públicos, mentirosos, manipuladores del ‘voto útil’ están tocandose la flor -o el florete- mientras el país se va a la mierda. Algunos modestos trabajadores quedan intentando levantar esta farsa, este ‘Estado de las autonomías’ que no hace sino causar problemas.

El gobierno electo, socialista por excelencia, siempre al servicio de los ciudadanos, sigue de resaca desde el 9 de Marzo. Dejemosles trabajar, que seguro que algún día se ponen. Están en huelga. Supongo que han notado la crisis, pero al ser internacional, ¿Que coño van a hacer? Esperar. Delicioso. La magnifica oposición brilla por su ausencia. Centrada en resolver sus conflictos internos -que no son pocos-, en saber si va hacia el centro o hacia la derecha, pues se toman un par de cañas, y mejor vamos ‘de lao a lao’. Arreglado. Los nacionalistas, pues ahí están. En vez de tocarse los cojones, se los tocan a los demás. Así está nuestro parlamento: Cerrado por vacaciones. A todo esto: ¿Qué pasa con el pobre ciudadano que no puede pagar su hipoteca, que no llega a final de mes, que no puede pagarse unas vaciones? Pues eso, que seguirá sin poder hacerlo. Que a los politicos las da igual todo.

Y es que gastar lo que no es de uno, pues sienta muy bien, no nos engañemos. Cuando se carece de responsabilidad moral, cuando a uno le “suda la polla por delante y por detras” da igual cualquier problema que dependa se su responsabilidad, tiende a fracasar en su gestión. Eso es lo que nos pasa en este país, que los políticos llegan, se forran y se van. Les gusta aquello de: “Ahora te pago, pero con el dinero de otro”. Ahí están nuestros impuestos, en las vacaciones de nuestros politicos. “¿Construir un colegio? ¿Mejorar la educación? No, de esos temas yo no hablo”. Vayase de vacaciones, yo se las pago, ¡pero no vuelva, por favor!

Algunos no entienden que la gente no tenga interés por la política. Si lo tuviesemos, seríamos anarquicos. Esta gente no merece nuestro voto. Verguenza nos tenía que dar seguir votando, seguir dejandonos engañar. Se amparan en el apoyo de las urnas para hacer y deshacer a su antojo, para desviar el capital público hacia sus bolsillos, para vivir rodeados de lujos. Todo eso lo pagamos nosotros.

¿Qué es de la vocación? Eso sí, la culpa la tienen Franco y el atraso cultural. Menos mal que ahora tenemos un país libre y progresista. ¡Qué envidia nos deben tener allá donde vamos!

Anuncios

~ por Pablo Peris en 11 agosto 2008.

Una respuesta to “Mamá quiero ser político”

  1. Todos lo políticos son iguales y todos los años se toman sus “¿merecidas?” vacaciones. Da igual de qué lado sean.
    Bueno hay quienes se enfrentan a tantos problemas que se tienen que tomar un kitkat y reunirse para buscar medidas contra la crisis, pero eso puede pasarle a cualquiera…
    En fín, me tengo k ir dirección Elche.
    Nos vemos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: